Homosexualidad (15-11-15)

Llevo mucho tiempo esquivando el tema de la homoxesualidad porque sé que lo que diga puede ser y será sacado de contexto y se van a hacer interpretaciones alejadas de lo que realmente quiero decir y, obviamente, esto no me interesa.

Pero ha llegado un punto donde ya no puedo rehuir más dar mi punto de vista, pues son muchas personas ya las que me preguntan sobre este tema, así que con todo cariño y respeto voy a intentar dar mi opinión sobre este tema -lejos de querer herir los sentimientos de nadie-.

Los homosexuales son un lobbyng que ahora mismo están en la cúpula del poder.

La pregunta del millón es: ¿por qué existe la homosexualidad?

Bien, vamos allá.

Tengo amig@s homosexuales, y una vez, durante una comida con uno de ellos, salió el tema sobre las tendencias sexuales.

En ese momento yo expuse que tenía unas teorías y quería saber su punto de vista como homosexual. Le pregunté qué significaba ser gay, y cuál creía que era el origen.

Ser homosexual es que te gusta alguien de tu mismo sexo, me dijo.

Las malas lenguas dicen que es una enfermedad genética, un trastorno conductual, otros dicen que es evolución social, que es un problema de identidad, de saber quién eres realmente.

Bueno, lo de saber quiénes somos creo que es desconocido para mucha gente, jajaja.

Unos son homosexuales por consumo, otros por imagen, por deseo, por necesidad, etc.

Lo que creo es que hay un excesivo libertinaje porque hay un avance tecnológico y cultural en relación a la evolución emocional y no se ha sabido gestionar.

Y obviamente hay un gran problema de identidad y de valoración personal.

Desde mi punto de vista el ser homosexual es una programación o bien natural o bien cultural, o incluso ambas.

Nadie nace y decide ser hetero u homo; somos programados.

Una máquina no necesita sexo, porque es una necesidad evolutiva reproductiva.

El sexo se ha utilizado como medio de interacción.

Cuando uno se siente atraído por alguien no hace un análisis cuantitativo sacando conclusiones y actuando en base a ellas, simplemente alguien te atrae como un cúmulo de estímulos externos grabados en ti inconscientemente vete a saber cuándo, cómo y porqué.

Desde mi punto de vista existirían 3 factores que generan tener una tendencia homosexual.

1.- La ingestión de productos transgénicos y hormonados que actualmente invade nuestra sociedad para dejar a la población mundial estéril.

Los animales son hormonados para crecer más rápido y poder abastecer a toda la población mundial.

Incluso lo que se llama cultivo biológico es una farsa a nivel industrial.

Se sabe que se usa sangre o harina de sangre de cerdo como fertilizante, así como de algas, aunque sale más caro.

Obviamente hay alternativas que sí son realmente orgánicas, pero son pequeños colectivos.

El agua está hormonada, además de desmineralizada y con un montón de químicos como el flúor que afectan a la pineal y cortan los aminoácidos del ADN.

La composición del aire está manipulada y altera nuestra glándula pineal que es la encargada de gestionar nuestro sistema hormonal. De ahí en parte el tema de los Chemtrails, aunque hay más cosas.

Hay estudios científicos que profundizando en estos temas.

2.- Armonización energética del planeta.

La energía del planeta está totalmente polarizada en la destrucción, la lucha de poder, etc. Es por ello que la consciencia del planeta necesita repolarizar de forma natural la energía.

Automáticamente se intentan equilibrar las energías masculina y femenina.

¿Y qué pasa?

Las mujeres están polarizadas en lo masculino, han perdido sus raíces y no saben lo que es ser mujer, lo que realmente significa. Están perdidas en la lucha de poder, en los roles sociales, en el consumismo, están perdidas en las programaciones y manipulaciones de las sacerdotisas, etc.

Por lo tanto no hay suficiente materia prima que polarice a lo femenino, así que, para compensar, el planeta coge a los hombres y los afemina.

3.- Manipulación genética.

Diferentes razas están haciendo experimentos genéticos con la raza humana desde hace ya muchos años, de ahí las abducciones y demás.

Estas razas son reptilianos, grays y zetas. Razas algunas de ellas al borde de la extinción que están buscando la supervivencia de su especie y con las cuales algunos humanos tienen contratos de sumisión.

La raza niburiana llamados vulgarmente anunaks, con Inana, Enlil, Malduk y otros, realizaron manipulaciones genéticas y reprogramaciones neuronales con el fin de controlar a la raza humana y generar esclavos.

Se produjo el control a través del sexo y la religión creando un tapiz de sistema de creencias y manipulación psicoemocional.

De ahí se originó la programación de las sacerdotisas que terminó dando lugar a las brujas o hechiceras europeas y a sus homólogos los magos.

También de aquí proviene la creación del llamado Tantra, así como las orgías, las bacanales, las drogas y todo lo que ya sabemos que ayuda a la corrupción y la degeneración del ser, para dejarlo preso a la red umbralina y al inconsciente colectivo. De esta manera nos convertimos en alimento energético para estos seres. Por esta razón se generó la rueda de reencarnación, para generar una red de alimento.

Y esto obviamente lleva implícito el tema de los entrantes, acoplamientos energéticos de seres que buscan esta experiencia y que son los llamados íncubus y súcubus que implantan un ego determinado para dejarte sumiso a su energía.

Por tanto, desde mi punto de vista, nadie es mejor ni peor, ni bueno ni malo.

Existe otra parte de la homosexualidad cada vez más notoria en la que los propios homosexuales no saben qué hacer.

Son los “casados”, señores con familias, hijos y estatus sociales muy altos. Éstos están tomando cada vez más fuerza. El colectivo gay piensa que cuando captan a un casado es lo máximo, pero en el fondo son ellos los captados.

Éstos, los gays casados, llamémosles “inconclusos”, odian a las mujeres, son los machistas y misóginos del nuevo siglo, que poco a poco están abarcando los dos espacios, el de la mujer más o menos definida y el hombre femenino (gay).

¿Cuál es el propósito? Según la historia civilizaciones antiguas como la griega o romana promovían la homosexualidad como método de control y estrategia militar.

A la luz de esta explicación se pueden encontrar algunas teorías conspirativas en las cuales no voy a entrar, pues creo que uno ya puede sacar conclusiones en base a los puntos anteriores.

El tema de la homosexualidad es muy complicado y no se puede juzgar a la ligera, hay mucho detrás que no se ve.

Todos somos víctimas hasta que decidamos dejar de serlo.

Todos tenemos contratos que romper, partículas o fractales que rescatar del umbral, trabajo pendiente de apegos, las creencias, etc. Así que empecemos por nosotros mismos y dejemos a los demás que lleven a cabo su propio proceso y su propio trabajo.

Hasta aquí mi humilde opinión.

Besos y abrazos para tod@s.

Luz.

Deja un comentario